Damnificados no confían en los estudios de grietas en Tláhuac

0
36

Tras 11 meses de esperar el resultado de los estudios del suelo en Tláhuac sin éxito, damnificados de la zona afectada por grietas advirtieron que si la empresa contratada por la Secretaría de Obras y Servicios (Sobse) no entrega los estudios completos, exigirán que otra empresa asuma la tarea.

Exigiremos que se realicen los estudios completos, pero ya no por la misma empresa, sino por otra. Creo que hay algo extraño entre la empresa que lleva 11 meses haciendo el estudio y el gobierno, pues no han querido mostrar los resultados de manera completa”, dijo ayer en etrevista Arturo García, integrante de la organización Damnificados Unidos y damnificado de la colonia Del Mar.

Precisamente ayer se venció el plazo para que los responsables de los estudios de suelo los entregaran a la doctora en ingeniería y maestra en mecánica de suelo Silvia García, quien ofreció revisarlos para determinar si la información está completa.

En medio de la incertidumbre –sólo en la colonia Del Mar hay mil 35 casas dañadas–, hay decenas de personas a las que la Comisión para la Reconstrucción ya les informó que su casa debe ser demolida por daños estructurales, pero  estos se niegan a hacerlo.

Es el caso de Marina. Su casa se ubica en la esquina de Océano y Cerrada de Océano, está atravesada por una grieta, el piso de la sala se quebró justo en el centro y las paredes están debilitadas por fracturas múltiples.

El veredicto de la autoridad: demolición. La resolución de Marina: “No me voy. ¿Qué alternativa de reconstrucción me da el gobierno? ”.

Estoy catalogada para una demolición total, pero no me han dado ni el dictamen, no sé qué pasó con los estudios de suelo que nos dijeron que iban a hacer y ya me piden que desaloje para hacer la demolición”, narró Marina Hernández Almanza .

¿Después de eso qué va a seguir? ¿Cuál va a ser el seguimiento? ¿Por qué no nos llamaron en grupo a los que somos de código rojo y nos explicaron qué procedimiento sigue a la demolición?”.

A unas calles de allí vive su cuñada, Teresa Guerrero, está por cumplir 69 años.

Soy viuda y mi hija murió hace ocho meses de cáncer. Mi casa es lo único que me queda, y querían que la demoliera completa, así que les dije que no”, relató.

Ella decidió aferrarse a lo que le dijo un primer director responsable de obra que vio su casa: que tirando el primer piso la planta baja se salvaba.

Teresa Guerrero está pensionada y hasta el momento ha desembolsado 100 mil pesos para la demolición del primer piso, que aún no termina. “Yo lo que quiero es que el gobierno de la ciudad me reponga ese dinero”, dice Teresa, que vive en la planta baja, reforzada por polines.

La empresa que durante 11 meses llevó a cabo los estudios de suelo en la zona de grietas en Tláhuac es Consorcio de Ingeniería Civil S.A. de C.V., la cual se hace llamar CICSA, pero no se trata de  Carso Infraestructura y Construcción (CICSA), como erróneamente publicó este diario en la edición de ayer.

Al respecto, el área de Comunicación Corporativa de Grupo Carso expresó: “Nosotros en la empresa no estamos realizando ningún estudio de impacto de suelo en la ciudad”.

Grupo Carso agregó que “trabaja muy fuerte en la reconstrucción a través de la Fundación Carlos Slim, y los trabajos que realizamos, de acuerdo a las instrucciones del ingeniero Slim, es que ninguna de las empresas que forman parte del grupo cobre por estos trabajos y se hagan de forma completamente gratuita”.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here